Periodismo en la Web
comunas

Marcha por justicia tras la muerte de una joven en Villa Ortúzar

En Villa Ortúzar, Comuna 15 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, crece la demanda de justicia por la muerte de Lola Lourdes Nieto Villares, una joven de diecisiete años que falleció el pasado 16 de noviembre. Se presume que su muerte fue causada por un cuadro de edema pulmonar/cerebral debido a una sobredosis. La madre de Lola responsabiliza a un hombre adulto, identificado como Christian Gilardenghi, amigo de la familia y conocido como el “tío Christian”. La Fiscalía Nacional, Criminal y Correccional Número 35 está a cargo de la investigación y se realizaron pericias en la vivienda donde ocurrió el hecho.

El pedido de justicia por la muerte de Lola Lourdes Nieto Villares, una joven de diecisiete años, crece en Villa Ortúzar, Comuna 15 de la Ciudad. Lola falleció el pasado 16 de noviembre a causa de un cuadro de edema pulmonar/cerebral presuntamente provocado por una sobredosis.

Lola fue encontrada sin vida en un departamento junto a un hombre adulto, pareja de una amiga de la madre de la menor. Personal de la Comisaría Vecinal 15 C y el SAME acudieron al lugar para realizar maniobras de RCP.

Vanesa, la madre de Lola, responsabiliza por el hecho a Christian Gilardenghi, un hombre de cuarenta y cuatro años. Según Vanesa, Gilardenghi era un amigo de la familia y Lola lo llamaba el “tío Christian”. En medio de lágrimas, Vanesa admitió: “Yo creí que era un bajón de presión, nunca me imaginé que mi hija estaba muerta”. La noticia de la muerte de Lola le fue comunicada por una médica del SAME.

La Fiscalía Nacional, Criminal y Correccional Número 35, a cargo de Ignacio Mahiques, junto con la Secretaría del Doctor Sosa Dopaso, ha ordenado una serie de pericias en la vivienda y el secuestro de material de interés para esclarecer los hechos.

Según la autopsia, Lola murió a causa de un edema pulmonar y cerebral, y los investigadores creen que esto pudo haber sido provocado por el consumo de drogas. Sin embargo, aún se esperan los resultados de las pericias histopatológicas y toxicológicas para confirmar esta hipótesis.

En relación a esto, la madre de la adolescente declaró que Christian “alguna que otra vez” le dio marihuana a su hija, pero negó que consumiera otro tipo de drogas. “Lola fumaba marihuana, pero no consumía drogas pesadas. Yo estaba al tanto”, afirmó.

Ayer se llevó a cabo la segunda marcha encabezada por amigos y familiares de Lola, con el objetivo de exigir el esclarecimiento de los hechos que llevaron a la muerte de la joven de diecisiete años en un departamento ubicado en la calle Mariano Acha al 1000, en Villa Ortúzar, Comuna 15.

En el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, que se conmemora el 25 de noviembre, es importante reflexionar sobre esta realidad que cuenta con la complacencia de algunos y ejecutores. En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la Línea 144 ofrece atención telefónica especializada a mujeres víctimas de violencia de género.

 

Related posts

Nuevos proyectos inmobiliarios en terrenos bajo el viaducto Mitre

Periodismo en la Web

Nueva edición de la Ecoferia Ofelia en Plaza Güemes 

Periodismo en la Web

La Ciudad celebra la cultura venezolana con la Feria Migrante

Periodismo en la Web