Periodismo en la Web
medio ambiente

El mobiliario urbano de la Ciudad está fabricado con plástico reciclado

La Fundación Botellas de Amor lidera una iniciativa en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires que busca aprovechar el plástico reciclado para crear mobiliario urbano. Con alrededor de 3 mil kilogramos de plástico de un solo uso ya transformados en bancos, juegos para niños y recipientes para desechos, esta labor promueve la reducción del consumo de plásticos y contribuye al desarrollo sostenible.

La Fundación Botellas de Amor, en colaboración con el Ministerio de Espacio Público e Higiene Urbana de la Ciudad, forma parte de la Red de Economía Circular y se dedica a la generación de empleo con fines sociales desde 2012. Este equipo de jóvenes profesionales trabaja en la reducción de las consecuencias del cambio climático y la promoción de la educación ambiental.

El proceso comienza con la recolección de las “Botellas de Amor” en los 80 Puntos Verdes distribuidos en la Ciudad de Buenos Aires. Hasta el momento, más de 6.000 botellas han sido recolectadas gracias a la colaboración de los residentes de la Ciudad.

Una vez recopiladas, las botellas son trasladadas a la empresa “4e Madera Plástica”, donde se convierten en madera plástica para la construcción de diversos objetos útiles para la comunidad, como mesas, bancos, juegos infantiles, composteras y cestos. Este proceso permite darle una nueva utilidad a los materiales plásticos que de otro modo serían difíciles de reciclar.

Si deseas sumarte a esta iniciativa, puedes encontrar el Punto Verde más cercano a tu domicilio visitando el sitio web oficial: https://ciudadverde.gob.ar/. Allí obtendrás información sobre cómo preparar correctamente las botellas de plástico de un solo uso para su reciclaje.

El Centro de Reciclaje de la Ciudad juega un papel fundamental en este proceso, ya que cuenta con 5 plantas de tratamiento dedicadas a diferentes tipos de residuos, como PET, orgánicos, áridos, MRF y forestales.

Con la labor de 150 trabajadores, esta instalación logró recuperar más del 40% de los residuos gestionados por la Ciudad, lo que equivale a aproximadamente 4,2 millones de toneladas desde su puesta en funcionamiento. Además, recibió más de 5.000 visitas de organizaciones no gubernamentales, fundaciones, universidades y organismos gubernamentales, y ha sido visitado por más de 45.000 niños.

Esta iniciativa de aprovechar el plástico reciclado para la fabricación de mobiliario urbano en la Ciudad demuestra un compromiso con el cuidado del medio ambiente y la promoción de prácticas sostenibles.

Related posts

Municipios argentinos se unen contra el Cambio Climático en segundo encuentro técnico

Periodismo en la Web

Programa BA Recicla: recolectan 4 mil kilos de residuos orgánicos en Ferias Barriales

Periodismo en la Web

Universidad hayo en sus investigaciones nano partículas, a causa del plástico

Periodismo en la Web